miércoles, 26 de diciembre de 2012

Revuelto de recuerdos

Mi embarazo sigue avanzando y ya hemos llegado a la semana 32, y no sé si por mi próxima maternidad, desde hace unos días vienen a mi cabeza recuerdos bastante amargos de mi adolescencia relacionados con mi madre.
Me viene a la cabeza uno de sus cumpleaños en que la hicimos un regalo (bastante marujil, para qué negarlo) y se enfadó muchísimo con nosotros, pero creo recordar que en especial conmigo (tendría unos 15 años). También recuerdo malentendidos que surgían entre nosotras y que tenía completamente enterrados, y otras tantas imágenes que no veo sentido revivir.

Cuando mi madre estaba embarazada de mí, murió su madre. Nunca hasta ahora me había dado cuenta de que al propio dolor de perder a tu madre, hay que añadir que la pérdida se produzca en un momento como este que estoy viviendo. Quizá esto puede justificar que mi madre no siempre fuera la persona más feliz del mundo durante mi infancia o tuviera comportamientos que entonces normalizaba y ahora me parecen mucho más que extraños. Cierto es que no creo que fuera fácil convivir conmigo durante mi adolescencia, pero echando la vista atrás me da la sensación de que en algunos momentos no éramos más que dos "desequilibradas".
Por supuesto todo aquello pasó y ahora mantengo una relación de complicidad con mi madre que creo que es bastante buena y saludable (salvo excepciones), por lo que no entiendo qué hacen todos esos fantasmas del pasado aflorando de nuevo.

¿Os pasó/está pasando algo parecido? ¿ Encontráis alguna explicación?

21 comentarios:

  1. Estrella yo diria que al estar tan cerca de ser madre, ese sntimiento despierta lo vivido con tu madre, buenos y malos, miralo con perspectiva, e intenta aprnder para no cometer errores, siempre se puede aprender de todo!
    cuídate, besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, creo que es un momento demasiado importante en la vida de una como para "entender" todo lo que pasa por mi cabeza!! Pero voy a intentar sacar la parte positiva del "revival"!

      Eliminar
  2. Será por la proximidad del momento. El embarazo y el parto es un momento muy trascendental en la mujer, tanto física como emocionalmente. Creo que a veces estamos mal por lo que pensamos y al final son sentimientos que hay que dejar fluir sin juzgar. Estoy segura de que serás una madre maravillosa, la mejor que podría tener tu hija, independientemente de tu historia de vida. ¿Conoces el libro "un año para toda la vida"? Tal vez pueda ayudarte. Hay algunas cosas que no comparto con la autora (la escuché en una conferencia echar bastantes pestes sobre el colecho), pero es interesante en cuanto a la psicología de la mujer en esta etapa. En cualquier caso, ya verás que todo va a ir bien y vais a ser muy felices.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras. Yo también creo que convertirte en madre es un momento mucho más importante en la vida de lo que reconocemos en sociedad, y se tiene que notar.
      No conozco el libro que me dices, pero teniendo en cuenta que por la chimenea este año me ha caído un kindle, voy a comprarlo!!!

      Eliminar
  3. Pues opino como Ester, supongo que al verlo ya tan cerca, es inevitable recordar cómo viviste como hija y afloran todo tipos de recuerdos. Quédate con los buenos y guarda esos otros para no cometer los mismos errores.
    Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, supongo que es importante dedicar un momento a todo aquello que nos duele para poderlo guardar en un lugar seguro. pero mi relación con mi madre es tan buena que me da muchísima pena dedicar minutos al día a las cosas menos agradables.

      Eliminar
  4. Cuando estás embarazada afloran cosas que no pensarías en otros momentos, estás más sensible para ciertas cosas. La sensación de que ahora serás tú la madre y la incertidumbre de cómo será la relación con tu hija, te hace traer esos recuerdos.
    Pero no es malo, puede que ahora los proceses mejor que entonces, y seguro que al nacer la niña vuestra relación pasará a otro nivel.
    Ánimo, cuidate mucho y besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso espero, que este revuelo sólo tenga como objetivo superar y cicatrizar pequeas heriditas... porque me da mucha pena revivir "lo menos bueno", con la cantidad de buenísimos recuerdos que tengo!!!

      Eliminar
  5. Qué terrible perder a una madre durante el embarazo...

    ResponderEliminar
  6. Cuando nos convertimos en madres cambia mucho la relación con nuestros padres. Muchas veces hay que sanar muchas cosas que de otra manera terminan aflorando después. Es un gran paso convertirse en madre y muchas veces nos asaltan dudas, pero somos afortunadas de poder coger lo que nos ha gustado de como nos han criado e intentar trabajar aquello que no nos gustaba.
    Un beso enorme preciosa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, supongo que estoy viviendo un terremoto que "recoloque" a cada uno en su lugar. Ojalá sea capaz de quedarme con lo bueno, porque ha sido mucho!!!

      Un besazo

      Eliminar
  7. Las hormonas, las maternidad, nos "revuelve" por dentro y nos hace aflorar sentimientos escondidos. A mí me ha pasado, así que supongo que será normal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me consuela que te haya pasado, porque llevaba un embarazo emocionalmente estupendo, sin llantos, sin cambios de humor... Y encontrarme ahora con esto me desconcierta!!!! Sobre todo porque mi relación con mi madre es bastante buena.

      Eliminar
  8. Es curioso que te suceda eso. Supongo que será por las hormonas aunque también es cierto que a mí a veces me vuelve a la cabeza un recuerdo olvidado hace años y durante días no me lo quito de la cabeza (y no estoy embarazada, ¿eh?). Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Seguro? ;) Puede ser que sea algo normal, pero cuando estás embarazada la culpa de absolutamente todo se la echamos a "la preñez"!.

      Eliminar
  9. Bueno, intenta sacar lo mejor de tus recuerdos...
    En verdad, uno logra ponerse en los zapatos de su madre, cuando está embarazada...y así para adelante..., en cada etapa. A mi me pasa, constantemente con mi hija, que me cuestiono no cometer los mismos errores que cometió mi madre...
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizá solo sea eso, esfuerzo por no repetir errores, pero me da muchísima pena estar acordándome de esos malos momentos con la cantidad de buenos recuerdos que hemos construido juntas!

      Eliminar
    2. Espero de corazón, que logres hacer que predominen los recuerdos positivos, para tu propia sanidad mental y de tu alma ;)

      Eliminar
  10. es normal!!! vas a traer un bebe al mundo, tu bebe, y las dudas y los miedos son totalmente normales.

    Ahora empiezas una nueva etapa en tu vida y es normal intentes buscar referencias sobre como sera, y... tachaaan... tu mayor referencia es tu madre. aunque recuerda, aunque nos parezcamos somos diferentes y actuaremos tambien diferente.

    ResponderEliminar
  11. Hola guapa, no me ha pasado nada parecido pero debe de ser muy duro perder a tu madre estando embarazada, o a cualquier ser querido... Además en un momento tan importante como es el primer embarazo.

    Qué tal va todo? La semana 32, madre mía qué poco te falta... Así que muchos ánimos que dentro de NADA tendrás a tu bebé entre tus brazos...

    Yo sigo con mis nervios, estoy a día 36 del ciclo y todavía sin aparecer y con muchos síntomas (o psicosíntomas) algunos distintos que otros meses... Ojalá sea buena señal.

    Un beso muy gordo y feliz año!!!

    ResponderEliminar