lunes, 4 de febrero de 2013

"Bajón" al final del embarazo

Hace dos o tres días recibí un correo electrónico de Mamá Ciruela (¡gracias por acordarte de mí!) que me hizo preguntarme ¿qué tal estoy?

Durante el primer trimestre de embarazo no noté grandes cambios ni en mi humor ni en mi ánimo, pero a partir del segundo trimestre del embarazo sentía como si flotara, feliz y llena de energía y de vitalidad (y cuando estaba cansada, ¡a descansar!).

Si a estas (casi) 40 semanas le sumas que no hemos vivido ningún susto, incluso la búsqueda fue intensa pero rápida, puedo decir que he tenido un embarazo "de cine". Sin embargo, en la recta final (sobre la semana 35-36) me derrumbé (os lo contaba aquí), y ahora, a dos semanitas de salir de cuentas estoy recomponiéndome y me encuentro bastante mejor (o más estable),  gracias a que he conseguido entenderme y darme tregua.

Mi tercer trimestre
Hasta el ecuador del tercer trimestre (35 semanas aproximadamente), dormía del tirón por la noche, sí que tenía alguna molestia pero me encontraba feliz por la llegada "no inmediata" de mi bebé y me sentía guapa (o atractiva, o radiante, no sé),... Y eso me hacía encontrarme bien incluso por las mañanas, camino del trabajo y con la legaña pegá. Me recuerdo subiendo escaleras en el metro protegiendo mi barriguita, feliz y ligera.

Sin embargo, durante el último mes de embarazo han aparecido los dolores de espalda (suaves, no quiero exagerar), noches en las que me cuesta conciliar el sueño, los ardores de estómago, el abrir el ojo a las 4,30 de la mañana, cansancio, muchísimo cansancio, algo de agobio con la preparación de la casa,...
Además la llegada de mi bebé ya es inmediata y me siento en deuda con ella y conmigo misma por no sacar tiempo para pasear, para el masaje perineal, para dedicarme a sus cosas... En fin, noto que estoy descuidando los cuidados 3 en 1 de los que nos hablaba Mamá sin Complejos.

Esto repercute en que a ratos me pongo refunfuñona, triste y me pesa mucho el trabajo, hasta cogerle algo de manía. He llegado a buscar en google "depresión pre-parto", pero no he encontrado nada que cuadre con lo que yo siento. Además, el hecho de verme tan hinchada tampoco me ayuda a encontrarme mejor conmigo misma, y noto que a mi estado de ánimo hay que llevarlo en brazos para mantenerlo arriba.

Por primera vez en mi vida, siento que necesito parar de trabajar. Quiero centrarme en la llegada de nuestra hija y en mí. Quiero recibirla como merece. Quiero una madre vital para ella (joder, 30 años siéndolo y ahora me caigo), así que con algo de sentimiento de culpa y unos cuantos nervios, me voy al médico de cabecera a suplicar mi baja laboral en la semana 38, y espero que no me proponga cogerme el permiso de maternidad...

25 comentarios:

  1. Venga guapísima, que ya te queda poco.
    Y en el trabajo son unos capullos como en todos los trabajos. ¡Qué los coma el tigre!

    ResponderEliminar
  2. Ya no te queda nada. Un beso enorme. Y suerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué vergüenza!! Habéis leido la entrada a medias, como la dejé anoche, jejejeje! Le debí dar por error a publicar. Mil perdones y gracias!

      Eliminar
  3. Yo creo que ya has "aguantado" demasiado... (semana 38... uufff). Aunque bien es cierto que si te has encontrado bien pues no has tenido necesidad de cogértela antes.
    Ahora no pienses en el trabajo, solo en descansar, que ya lo tienes aquí.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leyendoos me quedo más tranquila, la verdad es que he tenido muchísimo remordimiento! Gracias

      Eliminar
  4. suplica la baja.. y espero que te la den, te lo mereces!! 38 semanas para muchas es el embarazo completo así que creo que ya es hora de prepararte, y de prepararlo todo para la llegada de la peque.. en el trabajo sobrevivirán sin tí y seguro que todas las pequeñas molestias serán mucho más llevaderas!!!
    Un besote, ánimo y espero que publiques más antes de que nazcla la pequeñina!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No ha hecho falta suplicar, menos mal!! Así que no seas tan tonta y en la 36-37, aunque te encuentres bien pega frenazo, para seguir encontrándote bien.

      Eliminar
  5. Seguro que te la dan, ya lo verás. Un besote y ánimo, que no te queda ná!!!

    ResponderEliminar
  6. Creo que es buen momento ya para descansar, has aguantado un montón! hasta la 38!!
    No creo que el médico te ponga ninguna pega, y al trabajo ya volverás. Ahora toca cuidarse y cuidar de la peque y preparar su llegada.
    Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues literalmente "he aguantado". Ahora que tengo más tiempo os explicaré el porqué, y porqué tanto sentimiento de culpa!!

      Eliminar
  7. 38 semanas y te sientes culpable??? De ser una CAMPEONA en todo caso. Mucho ánimo para esta recta final. Te pensamos mucho y te mandamos toda nuestra energía para que todo siga fluyendo tan bien como hasta ahora. Qué bonita manera de recibir los veintitodos siendo mamá.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  8. Muchos ánimos, seguro que el médico entiende que es una baja más que justificada. Ya no queda nada, suerte!!
    Muas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, la que no creía que estuviera tan justificada era yo, y me ha animado muchísimo que no me pusiera en duda!!

      Eliminar
  9. Buenoooo ya queda poquito!!! a coger la baja que la tienes mas que merecida e intentar a disfrutar de los ultimos dias con tu barrigota, preparas las cosillas de la nena y descansar! Muchisimo animo Estrella!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, preciosa!! Ya estoy de baja, mañana recibo las 38 en casita :)

      Eliminar
  10. Toca tomarse las cosas con calma, descansar el máximo y soportar las molestias que quedan. Aprovecha para disfrutar de la barriga que siempre se dice que luego se echa de menos!
    La recta final ya!!

    besotes

    ResponderEliminar
  11. Con mi primera hija yo aguanté 7 horas en pie de trabajo haya la semana 37. A la 39 nació. Con mi segunda hija, que va a nacer en menos de dos semanas, espero, pedí la suspensión temporal de contrato a las 23 semanas, cosa que es nuestro derecho como trabajadoras. No seáis tontas y no tenemos por qué aguantar, que no nos lo van a agradecer

    ResponderEliminar
  12. Con mi primera hija yo aguanté 7 horas en pie de trabajo haya la semana 37. A la 39 nació. Con mi segunda hija, que va a nacer en menos de dos semanas, espero, pedí la suspensión temporal de contrato a las 23 semanas, cosa que es nuestro derecho como trabajadoras. No seáis tontas y no tenemos por qué aguantar, que no nos lo van a agradecer

    ResponderEliminar
  13. Hola yo ayer m hice un clear blue y m dio positivo d 1-2 y hoy m lo he vuelto a repetir y m salio negativo. Los desmonte los 2 y estaban practicamente igual no se como colgar foto pro m gustaria saber si es falso positivo o falso negativo. El caso k la regla todavia no m ha bajado

    ResponderEliminar
  14. Estrella... Tengo una duda.. La primer foto dices que marco negativo y efectivamente confirmaste que era negativo... Pero tiempo despues si te embarazaste y arrojo positivo? Osea esas dos fotos no son de la misma ocasion en que dudaste estar embarazada?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, soy Estrella. Son de dos ciclos diferentes. Tuve un aborto bioquímico, me había dado un test positivo un día, un positivo muy leve, y los siguientes días el test no se marcaba. Asi que me compre un ClearBlue y me lo hice... también negativo!!! Yo creo que ClearBlue es bastante sensible, si marca que no en unos días muy próximos a que te tenga que venir la regla... es que no. Un abrazo!

      Eliminar
  15. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar